Cinco pautas de crianza positiva - Now Paraguay
Cinco pautas de crianza positiva

Cinco pautas de crianza positiva

Ser padres o docentes es la misión más hermosa que nos pueda dar la vida. Pero es un camino, empinado y escabroso. Nunca te rindas, hoy te traigo cinco pautas para una crianza positiva.

1. Educar con respeto, pero con límites.

Como adultos somos los seres más respetuosos con otro adulto: con nuestro jefe, compañeros de trabajos, maestros, padres, hermanos, vecinos… absolutamente con todos…MENOS con NUESTROS HIJOS. ¿Por qué? Aquí comienza nuestra falla en el rol de padres, sea cual fuere el rol que obstentamos.

Los niños son sujetos de derechos según acuerdos internacionales, por derecho natural, por dignidad humana. Pónles siempre límites, díle NO, cuando está en peligro, o debas enseñarles algo y explícale siempre el motivo.

Papis, mamis, por qué crees que tu hijo te falta al respeto, o «NO TE OBEDECE», pues simplemente porque no puedes consechar lo que NO HAZ SEMBRADO. Respétalo, házlo.

2. Educa siempre con amor y con cariño.

Evita siempre cualquier tipo de violencia, es un camino equivocado, y en el futuro te pasará facturas.

El amor y el cariño son fuerzas inconmensurables que dejan huellas imborrables, son herramientas poderosas para lograr completar misiones en la vida. Úsalas para educar, sea el rol que cumplas en la vida de los niños. Ya lo decía, el filósofo y matemático griego, Pitágoras: «Educa a un niño y no tendrás que castigar a un hombre». O esta frase: «Es más fácil construir niños fuertes que reparar adultos rotos» Frederik Douglas.

3. Despojarnos de nuestra condición de adulto para educar a un niño, en casa o en la escuela.

Si tenemos niños o jóvenes en casa debemos constantemente despojarnos de nuestra condición de adultos, es decir ‘tratar de ser niños’ una vez más, para tratar de entender cómo piensa, qué es lo que quiere, un poco cómo funciona el cerebro de un niño o un joven. Entrar en sus mundos, amar y querer sus mismos intereses, conocer y compartir sus sueños y pasiones.

Juega con tu hijo, es su estadio natural de aprendizajes, de ellos se aprenden un montón de cosas si compartes tiempo de calidad con ellos. Les muestras atención, consideración, y con eso se generan espacios y conexiones de garantía, de seguridad, estás creando lazos de confianza.

Los niños aprenden básicamente jugando, como maestros o como padres si queremos enseñar algo a un niño simplemente hagámoslo por medio del juego, o utilizando pautas o estrategias positivas emocionalmente. Usa momentos alegres, o satisfactorios para hacer tus quejas o reclamos a los niños. Créanme, funcionan!.

4. Los niños aprenden por repeticiones.

El cerebro de un niño hasta 10 años, y hasta la adolescencia, es un cerebro en pleno desarrollo, los niños aprenden por repeticiones, es por eso que les encantan ver una y otra vez el mismo dibujito, series o películas. Su cerebro es incapaz de aprender todo de una vez. Lo hace por espacios de tiempos y muy cortos. Osea, aquello de: «Juancito te dije mil veces…» no es válido, evítalo. Nunca te canses de repetírselo.

5. Las neuronas espejos. Educa con el mejor ejemplo.

El cerebro humano es un músculo con más de 100 billones de conexiones neuronales, a millones de esas, se las denominan neuronas espejos, replicamos los que otros hacen o dicen. Los niños tienen muy desarrolladas estas neuronas espejos. Por eso es muy importante cuidar lo que hacemos o lo que decimos delante o cerca donde haya niños. Como padres o docentes somos los ídolos de los niños y se pasan observándonos e imitando nuestras conductas. Si quieres cambiar algo en la conducta de tus hijos, hazlo tú siempre repetitivamente, y ahórrate los gritos y rabietas de «ADULTO», recuerda tu PAZ MENTAL ES SAGRADA.

Javier Samudio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.